Delirious New York

Todo, sin olvidar a Borges ni a Pessoa

“Cambiaría el más bello atardecer del mundo por una sola visión de la silueta de Nueva York. Particularmente cuando no se pueden ver los detalles. Sólo las formas. Las formas y el pensamiento que las hizo. El cielo de Nueva York y la voluntad del hombre hecha visible”.

Mrs. Ella Boole & Miss Texas Guinan, Miguel Covarrubias

“La Babilonia de hierro”. Eso fue Nueva York para José Juan Tablada, un poeta que la vivió desde las entrañas. Para Gay Talese, por ejemplo, se trata de una ciudad de cosas inadvertidas, es decir, de todo aquello que no vemos.

“Noches de bohemia”. Gracias a Miguel Covarrubias, ese artista absoluto, contamos con un imaginario neoyorquino curioso y potente construido por una mirada universal y mexicana.

“Debajo de las multiplicaciones/hay una gota de sangre de pato”. El infinito Federico García Lorca, uno de los poetas que mejor le ha cantado a la urbe, dijo en su tiempo: “Me ofrezco a ser comido/ por las vacas estrujadas/ cuando sus gritos llenan el valle/ donde el Hudson se emborracha con aceite”.

Poeta en Nueva York es un libro extraordinario.

“Williamsburg is so hype!” Es cierto; pero se come espléndido, le da color a Brooklyn y por las noches es posible encontrarse a Paul Auster en restaurantes tailandeses o dando vueltas por esta librería, acogedora por cierto.

“Langston Hughes”. El conde de Toluca, y uno de los más grandes poetas de la historia, lee en voz propia “The Negro Speaks of Rivers”. Conmovedor es poco. Les dejo también todos sus poemas completos. Todos sin faltar ninguno. Y sus excelentes traducciones de García Lorca, Nicolás Guillén y Jacques Roumain. Y una reseña sobre una de sus autobiografías: I wonder as I wander.

La vida, qué duda cabe, puede ser maravillosa.

“Delirious New York”. Una de las obras principales de Rem Koolhaas, teórico del “Manhattanismo”, es decir, una delirante y espléndida teoría de la ciudad. Por acá el libro. Y más acá una entrevista.

“Stephen Jay Gould”. Uno de los mejores ensayistas en lengua inglesa de la segunda mitad del siglo XX que vivía enamorado no sólo de su ciudad; también lo estaba del maravilloso Museo de Historia Natural, de Darwin y de la fantástica teoría de la evolución.

Por desgracia han retirado de la red el mejor documental que había sobre su vida y obra. Ni hablar.

“J.D. Salinger y los años de la guerra”. Es un hecho. El padre de Holden Caufield desembarcó en Normandía el día D y bebió con Ernest Hemingway en la París liberada. Un extracto de la biografía de Kenneth Slawenski es publicado en el último número de Vanity Fair.

Por otra parte, a través de un mapa interactivo, puedes seguir los pasos de Holden durante su larga caminata durante aquella célebre noche entre las calles de Manhattan.

Senator Smith W. Brookhart & Marlene Dietrich, Miguel Covarrubias

“Del coleccionismo radical”. Poco puede decirse al respecto de la increíble colección de arte, libros, fetiches y otras maravillas que pueblan The Morgan Library & Museum. Entre diarios de Charlotte Brönte, Tennessee Williams, H.D. Thoreau, Walter Scott, primeras ediciones de san Agustín y Roussseau, partituras de Bach, Mozart, Debussy y Chopin, junto con una biblioteca impresionante que incluye entre otras maravillas tres biblias de Gutenberg, una colección hermosa de libros medievales y una nutrida colección de primeras ediciones de Lord Byron, Charles Dickens, Edgar Allan Poe, John Ruskin, Mark Twain, Herman Melville, William Morris y muchísimos otros, uno no puede sentirse sino rodeado de tesoros, objetos materiales que, además de su valor intrínseco, se encuentran vitaminados por la pátina que confiere dinero, esa otra parte constitutiva del coleccionismo.

Cuentan también con una colección de antigüedades absolutamente sorprendente. Varias de ellas disponibles por la red.

Nunca antes había presenciado una colección particular tan opulenta. Nunca.

“México made in China”. Nada como China Town para sentirse como en casa: sucio, vivo, colorido y pirata (ninguna ciudad es verdaderamente una ciudad si no cuenta con su pintoresquísimo barrio chino).

“Los pueblos y los dioses que vinieron del desierto”. Una exposición magnífica de la New York Public Library que examina a través de textos, pinturas y otros documentos hermosos las semejanzas y similitudes del cristianismo, el judaísmo y el islam. Sencillamente superlativa.

“Una ciudad en ruinas”. Estas fotos extraordinarias testimonian el abandono de Denver o, para decirlo con las palabras de Octavio Paz al prologar Veinte poemas de William Carlos Williams, “las grandes ciudades estadounidenses y sus arrabales son las ruinas vivas del futuro. En esos inmensos basureros industriales han parado la filosofía y la moral del progreso”. Detroit o de la flor saxífraga, un lugar para la ruina.

“Todas las ciudades iniciaron como sueños”. O deberían haberlo hecho; ser fundadas a través historias, bellísimas, aunque después se degradaran. Algo así fue lo que hizo Calvino, un último canto al señorío de las ciudades.

“Winesburg Ohio”. Si gozaste con aquella experiencia terrible que es Dogville (Lars von Trier), con este libro, escrito por el maestro de Faulkner, vas a alucinar. Es una de mis obras predilectas.

“Las patronas”. Un documental sobre las mujeres de Veracruz que preparan comida para los indocumentados centroamericanos que cruzan México en el tren de la desgracia.

El mundo puede ser un lugar muy duro y muy sórdido pero por fortuna aún hay lugar para la esperanza.

“La provincia es un estado mental”. Es cierto. Pero en el caso de la literatura estadounidense y británica suele ser una terrible realidad. Lo señala Orhan Pamuk y yo concuerdo.

“La vida emocional de los objetos”. O de por qué atesoramos recuerdos, reliquias y ruinas.

“Fotografiar la ausencia”. Nada pueden las palabras ante la realidad de los fantasmas.

“Don Quijotech”. O de la edición facsimilar de un inmigrante digital. El proyecto es una joya.

“The Blair Hitch Project”. Un ensayo de Christopher Hitchens sobre Tony Blair. Enjoy!

“Un arte pobre”. Lúcidas palabras de Fabio Morábito.

“Una lista sin Pessoa adolece de grandes problemas”. Por esa razón abomino de las nominaciones y las listas literarias, por exclusivas y sectarias. La consigno porque sé que existen onanistas que se excitan con estas cosas.

“Michel Foucault”. Visto por Michel Foucault. Un video interesante y poco difundido. No le verán en Vimeo ni en Youtube.

“Gilles Deleuze”. Los filósofos y los literatos están en el mismo punto: dan fe de la vida, por eso no tienen buena salud. Estrictamente prohibido perderse el fascinante Abecedario de nuestro querido vitalista.

“Me asusta pero me gusta”. Cien palabras en inglés hermosas y horrorosas al mismo tiempo. Urjo a cualquiera a que realice un ejercicio similar en español.

“Escribir con luces, en el viento”. Y que todo se borre en un instante para que nada permanezca.

“Una capa invisible”. Así como lo leen. En el MIT lo consiguieron. Le darán a todos aquellos con delirios de Superman la oportunidad de volar desnudos.

“¿La literatura no sirve de nada?” ¡JA! Con esta exquisita selección podrás acostarte al menos treinta veces sin tener que repetir tu argumento ligador. Favor de marcar al 01-800 VALGOMADREPORLETRADO en caso de que el producto no funcione.

“Coca cola venderá yerba”. Así como lo escuchan; en los próximos días el gigante refresquero comenzará a vender yerba mate en la provincia argentina. Esperamos de corazón que su negocio fracase.

“Jorge Luis Borges y la lluvia dorada”. Cuando uno cree que ya lo ha visto todo, irrumpe un patán calamitoso en el vasto horizonte de los cretinos y lo mejor que se le ocurre, para llamar la atención, es orinarse en una tumba. Consigno la foto del vándalo chileno para que alguien lo reprenda por pendejo. ®

Compartir:

Publicado en: Febrero 2011, Wünderkammern

Suscríbete gratis a Replicante:

Aquí puedes Replicar

¿Quieres contribuir a la discusión o a la reflexión? Publicaremos tu comentario si éste no es ofensivo o irrelevante. Replicante cree en la libertad y está contra la censura, pero no tiene la obligación de publicar expresiones de los lectores que resulten contrarias a la inteligencia y la sensibilidad. Si estás de acuerdo con esto, adelante.