FESTOCómic: un encuentro de creadores

Ideas y estilos diferentes en el cómic mexicano

Los días 12 y 13 de noviembre se llevará a cabo en el Centro Cultural de España, en la Ciudad de México, un encuentro de creadores de cómic, con un concepto muy diferente a las tradicionales convenciones de cómic: el centro son los autores y su obra, no los disfraces, el merchandising y la especulación.

Luis Gantús, editor y estudioso del cómic mexicano, organizador de la exposición Del Paquín al Webcómic (2010) y de la extinta Conque, habla para Replicante.

—¿Qué tendrá FESTOCómic que no hayan tenido otras convenciones de cómic?

—Si te refieres a los últimos diez años, lo que tendrá son cómics y autores; si hablas de la vida de las convenciones en nuestro país, es la primera vez en que el contenido del evento es pura y exclusivamente autores y sus obras, y tener reunidos a más de sesenta de ellos en un solo lugar. El trabajo de Leonardo Olea, que se ha encargado de la imagen del encuentro, nos ha ayudado a transmitir el mensaje de forma adecuada.

—¿Qué aprendiste organizando actividades relacionadas con el cómic? ¿Qué hiciste bien y qué hiciste mal?

—Bien: hacerlos. Todo mundo quiere hacer cosas, pero no todos las llevan a cabo.

”Mal: cada año algo nuevo, en un encuentro como éste debes de tener muy claro el objetivo, pero cada año cometes errores que tienes que cuidar de no volver a repetir. Nadie es capaz de no cometerlos, lo importante es aprender de ellos. Un ejemplo: en la segunda CONQUE invitamos a tres actores de doblaje a dar una conferencia; en ese momento fue un éxito. A partir de ese año, siempre hubo actores de doblaje. Con el tiempo, eso desvió la atención del verdadero objetivo. Lo que parecía un acierto se convirtió en un problema, y un error. Al desaparecer la CONQUE las ferias de cómic en este país se convirtieron en tianguis que no tenían nada que ver con el cómic.

—En Estados Unidos existen ferias comiqueras para los distintos segmentos del mercado: por un lado, los cómics del mainstream, por el otro, las convenciones de editoriales independientes; incluso, las de fanzines. ¿En México todos somos indies? O: ¿todos somos mainstream? ¿Cómo caracterizarías a la escena nacional —si es que piensas en términos de una escena del cómic mexicano.

—Hay una metáfora de Clément que me gusta utilizar: en los noventa todo era grupos y categorías y todos se consideraban dueños de la verdad en lo que a cómic se refería. Al llegar el 2001, todo ese movimiento se derrumbó y lo que quedó fueron sobrevivientes, que al tiempo y curadas ciertas heridas, se fueron reuniendo en un batallón de elite y, lo más importante, se percataron de que el objetivo era el mismo para todos, que sólo había que encauzar las fuerzas y habilidades de cada uno.

”Ahora somos una generación que no piensa en divisiones, el mundo cambió y tenemos que darnos cuenta. Habrá intereses particulares de expresión o desarrollo, pero al final el objetivo es el mismo. Nosotros tuvimos una separación abrupta con nuestros antecesores, no queríamos repetir los errores que suponíamos habían cometido, y por eso nunca observamos sus aciertos. En la actualidad hay una nueva generación de la cual aprendemos y compartimos experiencias, hay ideas y estilos diferentes, pero al final del día, todos quieren hacer cómic. Esa es la meta, el cómo, dónde y porqué lo hagan, es decisión de cada quien.

—¿Cómo convive gente como Arturo Kemchs con Tony Sandoval o Humberto Ramos con Ricardo Peláez?

Como en los cincuenta de leer ciencia ficción, los sesenta de romance, los setenta de política, los ochenta de grupos musicales y los noventa de superhéroes, ahora es la novela gráfica de temática intimista o reveladora.

—Conociéndose, platicando, compartiendo, ampliando su visión y horizontes; ningún artista está peleado con el trabajo de los otros, te puede gustar o no, pero si hay un trabajo realizado, se sabe que hay un colega que lo hace, se respeta el trabajo, se respeta al compañero, esa es la clave, muchos ya lo entendimos. Cada quien es libre de leer lo que le venga en gana, nadie es dueño de la verdad absoluta y aquel que deje de aprender y prepararse en este medio queda fuera.

—¿Qué ha cambiado del año pasado, con la exposición Del Paquín al Webcómic, a este Tercer Encuentro de Edición Gráfica? ¿Notas alguna evolución?

—Mucha, de entrada en medio se realizó el Monito de arena por Veracruz, que de forma indirecta, abrió la puerta a que se realizara un encuentro como FESTOComic. Hay mucha producción, ya había una fecha donde vernos las caras todos, la exposición (en particular la parte del webcómic) motivo a muchos a seguir produciendo, apermanecer activos, nos unió como creadores, se formaron amigos, se sembró la semilla que germinará en algo como FESTO.

—Ahora, ¿notas alguna evolución en el público? Entre aquellos que llegaron a las convenciones de cómic por La Muerte de Supermán a los que quieren conocer a Ricardo Cucamonga hay un abismo enorme, me parece; pero quiero saber qué percibes tú, que te has mantenido editando, organizando actividades y cohesionando al gremio.

—Hay una gran diferencia, ahora el público no necesita intermediarios para conocer a los autores. Las redes sociales, el webcómic, los blogs, han roto esas barreras de contacto con los creadores. Ahora vas a una feria y la gente se presenta por su nick o avatar, te preguntan por mail, facebook y twitter. Está conectada.

”Además, ya conocen el trabajo; te pongo un ejemplo: Sergio tapia y yo hicimos un experimento en webcómic llamado Apache vs. Revólver, era una historia de vaqueros, desmadrosa y alburera, sin mayor pretensión que divertirnos un rato haciéndola, y resulta que generamos lectores de ella, una historia que las editoriales “serias” nunca publicarían por alburera, y que las editoriales de Sensacionales, tampoco lo harían por ser “demasiado culturosa”. Queda en un limbo muy incómodo, sin embargo, al tener lectores continuos y que compartieron todo el desarrollo de ésta, podemos sacar una edición pequeña de autor y venderla, esto amplía la oferta de historieta, y a su vez es un esquema que muchos autores pueden realizar. Tirajes de cien, 200, 500 o mil ejemplares ya se convierten en una opción, y no necesitas que alguien decida si la quiere publicar o no, sólo dependes de generar un público y ser muy crítico al respecto.

Estamos en una época donde se puede elegir, y hay que luchar por ser parte de una elección de entretenimiento.

—¿Hay una moda por leer cómics y novelas gráficas?

—Como en los cincuenta de leer ciencia ficción, los sesenta de romance, los setenta de política, los ochenta de grupos musicales y los noventa de superhéroes, ahora es la novela gráfica de temática intimista o reveladora. Obras como Arrugas de Paco Roca, la obra de Joe Sacco, o El arte de volar de Altarriba y Kim, por mencionar algunas, se han vuelto best sellers. El lenguaje del cómic se adapta a su tiempo, ahora en esta época, en que lo visual domina, donde la lectura es un lujo o un reto a vencer por el poco tiempo que existe para ella, el encontrar nuevas formas de contar historias, de narrar experiencias, se vuelve la meta, y creo que el formato de novela gráfica, funciona para estos tiempos.

”Adaptación es la palabra. Junto a la novela gráfica y los comics, veo una creciente aceptación de la tira cómica, es el regreso a los inicios, cuando el cómic se ajusto a los periódicos hasta encontrar su propio formato, ahora estamos en épocas de cambio, de revoluciones, y el cómic no está sentado en primera fila, sino actuando en un escenario donde se improvisa y se reinventa la transmisión de mensajes a cada momento, adoptándose al nuevo medio de difusión de contenidos llamado internet.

—Habla un poco de los eventos que habrá en Festo. Quiénes vendrán y cuál fue tu criterio de selección.

—Los eventos de FESTO están enfocados a presentar el trabajo de los autores, aunque con un toque lúdico. Por citar uno, mencionaré el Kombate Monero, donde se seleccionaron a dos artistas muy importantes en el medio, Bachan y Clément. La idea es mostrar el trabajo de cada uno, y la forma en que lo realizan, transmitiendo la idea de que cada autor es diferente y tiene diferentes métodos, y lo que importa es el resultado final, pero jugando un poco con el asunto de la competencia y ver quién es mejor. La idea de las actividades de FESTO es invitar al público a que conozca más sobre este medio y sus autores.

”Otra actividad es la revisión de portafolios por parte de C. B. Cebulski, el cazatalentos de la editorial Marvel Comics. Sabemos que hay mucho talento en el país y muchos quieren trabajar en esa compañía, por lo que representa. La opción que tenían era ir a Estados Unidos, a alguna de las convenciones que se realizan allá y ver si tienen la suerte de que los atiendan. Gracias al apoyo de Humberto Ramos se convenció a C. B. De que viniera a México a realizar esta revisión, y creemos que es una gran oportunidad para descubrir a la nueva generación de autores de nuestro país.

Los invito a que visiten festocomic.com, en donde encontrarán toda la información sobre el encuentro y sus actividades. ®

Compartir:

Publicado en: Literatura gráfica, Noviembre 2011


Te invitamos a tomar nuestro curso en línea Presencia en internet para escritores.
Conoce el programa e inscríbete.

Suscríbete gratis a Replicante:

Aquí puedes Replicar

¿Quieres contribuir a la discusión o a la reflexión? Publicaremos tu comentario si éste no es ofensivo o irrelevante. Replicante cree en la libertad y está contra la censura, pero no tiene la obligación de publicar expresiones de los lectores que resulten contrarias a la inteligencia y la sensibilidad. Si estás de acuerdo con esto, adelante.