Manitas Penas, II

Después de abandonarlo todo, continúa el recorrido del viajero. Cabe aclarar que los viajes en la obra de Jis no se tratan tanto de un desplazamiento territorial como de la conciencia.

Publicado en: Monte Pitón, Octubre 2012


Si te gusta Replicante ayúdanos a cubrir nuestros gastos fijos. Apoya con un dólar al mes o más aquí.

Aquí puedes Replicar

¿Quieres contribuir a la discusión o a la reflexión? Publicaremos tu comentario si éste no es ofensivo o irrelevante. Replicante cree en la libertad y está contra la censura, pero no tiene la obligación de publicar expresiones de los lectores que resulten contrarias a la inteligencia y la sensibilidad. Si estás de acuerdo con esto, adelante.